Desnudo

Ahora, desde arriba, desde el mismo aire, el mundo me duele más, se me clava dentro el mundo como las astillas de una premonición. Me atraviesa, como el azogue de un rayo nostálgico, todo este vacío de archipiélagos de nieve desparramados, de pueblos pequeños que parecen cabezas de alfiler, este vacío de un mar frágil con repuntes de espuma ósea. Desde aquí, desde la ventana de este avión que me lleva de Berlín a casa, del silencio a la fiesta del día a día, el cuchillo afilado de lo cotidiano, la silla eléctrica del lunes, el martes, la soga de la semana, del tiempo, atándome los pies y el cuello, cegándome como un cíclope, digo, que desde esta ventana, escribo en la cabeza este diario, borro y avanzo por un blanco interior, un blanco que yo solo veo, que yo solo percibo y palpo con una pasión invencible.

Sobrevivo, pienso ahora, aquí en el aire, por esa pasión invencible, estas ganas de vivir, de tener a la vista siempre un relato nuevo, una narración que me empuja y con la que luego me deshago, para volver a empezar. Sobrevivo porque viajo y lleno la maleta de libros, porque un libro a mí me salva, me abraza más que cualquier otra cosa en el mundo, la maleta llena hasta arriba de libros y en el aeropuerto no dicen nunca nada, te sacan la pasta de diente, el dinero, la correa, las botas de hierro, pero de un libro no te dicen nunca nada, pasan todos los libros que uno quiera por las nuevas aduanas donde te dejan desnudo, porque un libro no mata, no hiere, un libro transforma, pero allí no lo saben, en los controles de seguridad no saben lo que puedo hacer yo con un libro, con dos libros, con muchos libros en esta maleta china, no saben lo que agiganta un libro en las aduanas de los aeropuertos, donde te dejan desnudo, muy desnudo por fuera, pero nunca por dentro…

Recomendaciones

  1. La vida de los otros y esa escena final de la librería en Karl Marx que ya no existe.
  2. A love supreme, de John Coltrane.
  3. La gran desilusión.

    Leer La Gran Desilusión, de Javi Gómez. Fragmento al azar: “Los móviles son el instrumento último del individualismo. Vivimos, compramos, sufrimos, ligamos y estudiamos a través de ellos. La mayoría recordamos nuestra vida antes del teléfono de bolsillo. Los nacidos entre 1995 y 2012, no. Si los millennials son la generación que creció con internet, éstos son la generación iPhone. Si les dijera que son los humanos con mayor posibilidad de sufrir de depresión crónica, pensarían que exagero”.

 

Puedes adquirir este y otros libros de nuestra colección en:
FacebookTwitterWhatsAppShare
Utilizamos cookies propias necesarias para el funcionamiento de esta web y de terceros para mejorar nuestros servicios de análisis con Google Analytics. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en Política de cookies. ACEPTAR
Aviso de cookies