Escombros líquidos

Después de todo, se acaba el tiempo, dice Auster. Después de todo, lo que te rodea se esfuma, se pierde, se borra, desaparece delante de tus ojos. Se acaba un día cualquiera, mientras estás haciendo otra cosa. Escribiendo tu novela, a la que llevas dedicada media vida. Se acaba el tiempo así, sin más, que casi no te das cuenta, que hasta parece una broma. Cualquier cosa que hiciste parece que fue la semana pasada, incluso ayer mismo, hace unas horas, pero no, hace ya tanto que dudas si en verdad sucedió, si en verdad te ha pasado a ti todo eso que cuando lo imaginas te abate.

nuevaslecturascomvulsivasmovil

Nuevas lecturas compulsivas.

“Es cierto que ahora pasan los días y los meses sin que apenas nos den la oportunidad de observarlos y tomarles el pulso, pero es porque van cayendo como escombros líquidos en un sumidero opaco. Vemos asomar el año por el horizonte y en menos de un guiño ya ha desaparecido con un gorgoteo siniestro”, escribe Félix de Azúa en Nuevas lecturas compulsivas.

A veces me agarro fuerte a la mesa para entenderlo. O me abrazo a una columna. O aprieto fuerte un lápiz o un libro. ¿Es posible que todo haya pasado sin darme cuenta?, me pregunto, mientras me araña la nostalgia con sus uñas recién lacadas. Una vez fui joven y tenía un cuerpo delgado, las mandíbulas marcadas, el pelo con fijador. Todo iba bien cuando me reflejaba en los escaparates. Ahora todo eso pasó y el tiempo ha volado, se ha detenido en otra gente, esos grupos que hemos visto hoy en Granada llenando los bares, subiendo el Darro. Ahora dedicamos más tiempo a curarnos el resfriado que a salir y escuchamos las rodillas cuando damos un paso. Cuando echamos a correr. Cuando olvidamos nuestros nombres. Cuando nos adentramos en la tormenta de nosotros mismos.

La gran desilusión.

“Tardamos 7,3 días en curarnos de un resfriado, de uno a tres días en superar una gastroenteritis y nos lleva entre tres y seis semanas restablecernos de una disentería. Ahora también sabemos lo que tarda en curarse una dictadura: 25 años exactos”, dice Javi Gómez en La gran desilusión.

Puedes adquirir Nuevas lecturas compulsivas y La gran desilusión en:

https://circulodetiza.es/libros/

FacebookTwitterWhatsAppShare
Utilizamos cookies propias necesarias para el funcionamiento de esta web y de terceros para mejorar nuestros servicios de análisis con Google Analytics. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en Política de cookies. ACEPTAR
Aviso de cookies