Para sentir lo que no tiene sentido

Mirando esta tarde pasar las nubes en Berlín he recordado una frase de Nuria Labari en Cosas que brillan cuando están rotas. “El cielo también llora”. Y me he puesto triste como si en lugar de Berlín estuviera sentado en un mirador de Lisboa. Lisboa para vivir y para matar, decía alguien. El cielo también llora, me he dicho una y otra vez, mientras caminaba por Alexanderplatz, y he empezado a escuchar dentro de mí una voz que cantaba, parecida a la de Sarah Mckenzie, una voz que me recitaba, sin descanso, fragmentos del libro de Labari: 

 

“Cierro los ojos y vuelvo a ver esas caras, todas ellas. ¿Acaso no eran todas la misma? Tantos rostros, un gesto multiplicado, las voces borrosas, empapadas; los labios mudos. Todos juntos para sentir lo que no tiene sentido. Había tanto miedo por metro cuadrado. Decenas de miles de personas asustadas, confundidas, amenazadas. Algo así ha sido la manifestación para mí. Creo que todo ese miedo no viene de las bombas”.

 

He seguido avanzando y he sentido yo también algo que no tiene sentido, mucho miedo y mucho silencio por metro cuadrado en Berlín. Calles llenas de gente, gente callada, muda, sin voz. Sólo los coches rompiendo este final de invierno lúcido, esta estación del arte severo que decía Mallarmé. Me he mirado en un espejo y me he visto como un viajero lento que regresaba al pasado. Que regresaba dentro de mí a la capital del dolor. Y he querido de repente volver a casa. O al hotel. Y ponerme a escribir frases largas y melodiosas como un domingo, frases que imitaran el estilo de Gay Talese o el de Tom Wolfe. Escribir algo así parecido a un nuevo periodismo.

 

Puedes adquirir el libro de Nuria Labari, Cosas que brillan cuando están rotas, en la siguiente dirección:

 

Libros

FacebookTwitterWhatsAppShare
Utilizamos cookies propias necesarias para el funcionamiento de esta web y de terceros para mejorar nuestros servicios de análisis con Google Analytics. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en Política de cookies. ACEPTAR
Aviso de cookies